facebook
Published On: Fri, Dec 16th, 2016

Bomberos apagan incendio – entonces ven que el perro de la familia trae algo en su hocico

El lazo entre la madre y los hijos, siempre suele ser el más fuerte e indestructible pues el amor de una mujer que ha dado vida a otro ser es infinito, aunque claro, lamentablemente como en todo hay excepciones, sin embargo, son más las madres que aman a sus hijos de una manera extraordinaria que serían capaces de dar la vida por ellos. Este gran vínculo no sólo se da en los humanos sino también en los animales y todo tipo de especies y la protagonista en esta ocasión es Amanda, la perrita más valiente del mundo.

La casa en donde vivía Amanda en Santa Rose de Temuco, Chile, ardió en llamas con todos los integrantes de la familia adentro tras un descuido con la estufa.

En un incendio el tiempo vale oro pues las llamas suelen consumir casi inmediato el lugar, así que la prioridad es rescatar a todos o al mayor número de personas. Enseguida se trabaja con apagar el fuego, así todos los involucrados tienen segura la vida.
Al llegar los bomberos al domicilio rápidamente pudieron rescatar a la familia quienes afortunadamente sólo sufrieron quemaduras leves. Sin embargo, hubo alguien sumamente valiente a la que no le importó arriesgar su vida y dejó ver el lazo tan fuerte que le une con los suyos. Nadie había notado nada entre tanto alboroto pero lo que esta valiente hizo es digno de admirar.
Amanda, es la heroína en esta historia, entraba y salía constantemente a pesar del fuego que se extendió por toda la casa. Nadie la había notado entre tanto alboroto pero cuando finalmente los bomberos pudieron apagar el fuego y comenzaron a llevar su equipo de trabajo al camión, se encontraron con una escena sumamente hermosa y conmovedora.
Amanda es la perrita que ha vivido por años con esta familia, los integrantes pidieron a los bomberos buscarla pero ninguno la vio, fue hasta el final que la encontraron en el camión que era el lugar en donde Amanda estaba dejando a sus perritos para ponerlos a salvo.
Rescató uno por uno y los cargaba en su hocico, los ponía en el camión y volvía a entrar a la casa para rescatar a otro sin importarle las quemaduras que ya tuviera en su cuerpo. Cuando por fin puso a todos a salvo se colocó junto a ellos para protegerlos y hacerles sentir su calor de madre. Al ver esta hermosa escena, los bomberos llamaron de inmediato a un veterinario para atender a Amanda y a sus cachorros.
Afortunadamente sólo Amanda había sufrido quemaduras que fueron atendidas de inmediato pero sus bebés se encontraban sanos. Su gran instinto le ayudó a salvarlos a todos del terrible incendio. Ahora se encontraba junto a sus pequeños gracias a su valentía.
No cabe duda de que esos cachorros son muy afortunados por tener a una mamá como Amanda y es que cuando se trata de proteger a los pequeños, ¡nada ni nada puede parar a una madre!

Verdaderamente las mamás son el mejor regalo del mundo, no hay nada que ellas no harían por sus hijos. Amanda merece reconocimiento por su coraje, valentía y profundo amor, COMPARTE esta hermosa historia con tus seres queridos, es un gran ejemplo de lo que una madre estaría dispuesta a hacer por sus pequeños. ¿Qué te pareció esta historia? No olvides dejarnos tus comentarios. 🙂

Fuente: Newsner.com
Te puede interesar:  Trece cubanos llegan en balsa a uno de los cayos de Florida