facebook
Published On: Fri, Jul 8th, 2016

Después de ver este método para cocinar pollo, nunca lo haré de otro modo. ¡RIQUÍSIMO!

Es probable que hayas oído hablar de las patatas Hasselback o las manzanas Hasselback. Ahora están de moda. Si no es así, son patatas que se cortan en rodajas pero sin llegar hasta el final de la patata. El resultado es una presentación en forma de abanico. Y para hacer la receta más sabrosa, se rellenan los espacios entre los cortes con mantequilla, queso, o cualquier otra cosa que se te ocurra.

Pero ahora las patatas no son el único alimento que se adhiere a la “moda Hasselback”. Hoy vamos a compartir con vosotros una deliciosa receta de pollo Hasselback que a ti y a tu familia os va a encantar. Es deliciosa y fácil de hacer. Sigue leyendo para conocer los pasos necesarios para impresionar a todo el mundo en la cena de esta noche…

Como introducción a este plato único, decir que el pollo Hasselback es una forma única de hacer pollo relleno.

Estos son los ingredientes que necesitas para la receta de pollo Hasselback:

  • 1 cucharadita de aceite de oliva
  • 1 taza y media de espinacas frescas
  • 1/4 de taza de queso ricotta
  • 2 pechugas de pollo de unos 400 o 500 gramos cada una
  • 1/8 taza de queso cheddar blanco rallado
  • Pimentón
  • Sal y pimienta

Ahora, para empezar, precalentar el horno a 200° C.

Mientras el horno se calienta, coloca una sartén a fuego medio. Cuando la sartén esté caliente se agrega el aceite y se cocinan las espinacas de 3 a 5 minutos hasta que las hojas estén ligeramente marchitas.

Cuando las espinacas estén listas, echa el queso ricotta. Mézclalo todo y cocinar durante otros 30 a 60 segundos. Retirar del fuego y dejar enfriar.

Toma las pechugas de pollo limpias. Cortar hendiduras dejando aproximadamente 1 centímetro de distancia entre cortes (ver imagen o vídeo). ¡Pero no cortes hasta el fondo! Esto es lo que hace que sea elpollo Hasselback. Asegúrate de que los cortes alcanzan sólo alrededor del 75% de la altura de la pechuga

TRUCO: No te preocupes demasiado acerca de la profundidad de los cortes. Sólo asegúrate de que están muy juntos y que no llegan hasta el fondo. Si haces el corte completo, estarás haciendo pollo en rodajas.

Abre los recortes y coloca las espinacas y la mezcla de queso ricotta en el interior.

Ahora es el momento de sazonar el pollo. Sazona con sal y pimienta al gusto. Después espolvorea el queso cheddar rallado por encima. A continuación, espolvorea un poco de pimentón por encima de todo para darle algo de color agradable y un sabor ahumado.

Tu pollo Hasselback está listo para hornearse, ponlo en una fuente de horno y colócalo en el horno entre 20 y 25 minutos.

Cuando el queso se haya derretido y los jugos procedentes del pollo sea claros, indicarán que está hecho y está listo para ser devorado.

Sirve este pollo Hasselback con un poco de brócoli al vapor y arroz integral para tener una cena más saludable. Tu familia y amigos estarán encantados con esta receta. Sorpréndeles esta semana o durante el fin de semana.

¡Por favor, COMPARTE tus pensamientos acerca de esta receta de pollo Hasselback en los comentarios!

Para insertar este vídeo en tu página copia y pega el siguiente código:

¿Tienes una página o blog? Incrementa tus ingresos con Rumble:
Pulsa en este enlace para registrarte.

Fuente: Rumble