facebook
Published On: Wed, Nov 30th, 2016

Las increíbles olas de la Playa Puerto Nuevo en Puerto Rico no te dejarán indiferente

Mientras que en el mundo existen muchos destinos de viaje realmente impresionantes, Puerto Rico se precia por ser de primera clase cuando se trata de unas magníficas vistas y un ambiente increíble.

{keyword}

Algunos de nuestros lugares favoritos de este país son:

  • Bahía bioluminiscente o Viegues Island
  • Viejo San Juan
  • Bosque Nacional El Yunque
  • Flamenco Beach
  • La Perla

{keyword}

Si bien todos estos destinos ofrecen belleza y encanto, en Playa Puerto Nuevo, justo dentro de la Vega Baja, Puerto Rico, hay una playa en particular que te llenará de asombro.

La vista es de una laguna con un agua muy clara y rodeada de una formación de rocas escarpadas y arena suave, con mucho espacio para caminar, correr y descansar. Al otro lado de las rocas se encuentra el mar, y las olas al romper en las rocas forman una cascada impresionante en la laguna, y cada pocos minutos es cuando la verdadera magia aparece. Una ola gigantesca rompe sobre las rocas, pulverizando agua en la laguna y asustando a los bañistas.

Si no fuera por la formación rocosa que rodea la pequeña laguna para nadar, este destino de playa sería una zona peligrosa, pero a medida que la naturaleza actúa de manera misteriosa, la roca hace su propósito y así mantiene sus turistas seguros y protegidos.

En el siguiente vídeo, puedes comprobar este fenómeno. Las rocas forman una cascada natural que se deriva de las aguas del océano situado detrás. Similar a un día en un parque acuático, cada vez que rompe una ola se crea una emoción por parte de los bañistas por ver si la cascada es grande o pequeña, porque pueden tener que salir corriendo para evitar ser arrastrados por la corriente.

¿Qué pasaría si una ola tan grande y tan fuerte consigue pasar a través del muro?

La fuerza de la naturaleza nunca deja de sorprendernos, y mientras la roca parece estar puesta con el propósito de protección, es una pregunta que se debe preguntar a los turistas cada vez que ponen un pie en la laguna. Si una ola fuera lo suficientemente fuerte, hay una buena probabilidad de que pudiera acabar con la laguna. Hasta entonces, la roca servirá como un guardia de seguridad para que las personas tengan un lugar para nadar y disfrutar.

¡No dudes en compartir el vídeo con tus amigos y familiares!